7 partidos para ganar el Open

IGOR DEL BUSTO PRESIDENTE DE LA FEDERACIÓN VASCA DE TENIS Y PROFESOR NACIONAL

El Open USA es el último Grand Slam del año. A pesar de sus 125 años de historia, en mi opinión, es el tercero en importancia tras Wimbledon y Roland Garros, pero por delante del Open de Australia. No siempre se ha disputado en Flushing Meadows (Nueva York). Anteriormente se jugó en diferentes sedes como Newport, Philadelphia o más recientemente en Forest Hills, primero en hierba y luego en ‘Har Tru’, una tierra batida verde algo más rápida que el ‘polvo de ladrillo’ europeo. Actualmente se juega sobre un cemento-resina llamado ‘Decoturf’ que proporciona un bote franco, rápido y bastante alto. Esto favorece a los jugadores de pista rápida pero, a diferencia de Wimbledon, deja jugar a los tenistas con un juego no tan ofensivo.

En Flushing Meadows se disputan muchos partidos por la noche cuando el calor ha remitido bastante. Los organizadores suelen ‘barrer para casa’ programando a sus jugadores como Agassi o Roddick en horario nocturno para que se desgasten menos.

Es un torneo en el que hay mucho movimiento de aviones, de gente comiendo en la grada y siempre hay mucho ruido lo que hace que cueste bastante concentrarse.

Si miramos la historia encontramos que el gran Bjorn Borg tras ganar 6 Roland Garros y 5 Wimbledon nunca ganó el US Open. Por otra parte resulta curioso que desde 1974 hasta 1984 sólo lo ganasen jugadores zurdos como Connors, Orantes, Vilas o McEnroe, mientras que a partir de ese año y hasta hoy sólo lo hayan hecho diestros.

En cuanto a los españoles sólo encontramos victorias de Santana (1965), Orantes (1975) y Arantxa Sánchez-Vicario (1994). En la edición de este año, el favorito claro es el suizo Roger Federer, nº 1 mundial, vencedor en Australia y Wimbledon, y finalista en Roland Garros. Por detrás de él estarían Andy Roddick que parece que vuelve por sus fueros, James Blake, Nalbandian, Ljubicic, Murray, Malisse o Fernando González. Nadal nunca ha hecho nada importante en el US Open y no se ha mostrado muy fiable en los torneos previos. Aun así el Manacorí siempre está entre en los favoritos. Pero además de Rafa hay tres españoles que llegan en forma y con bastantes opciones de pasar a la segunda semana y hacer un buen torneo como son Robredo, Ferrer y Ferrero.

La prueba femenina se presenta mucho más abierta con varias favoritas como Mauresmo, Henin, Clijsters y Sharapova. Las españolas Anabel Medina y Lourdes Domínguez lo tienen difícil. La que más opciones tiene es ‘Vivi’ Ruano en dobles. La madrileña ha ganado aquí tres veces junto a la argentina Paola Suárez y siempre es candidata a vencer en la prueba de dobles.

Para ganar aquí hay que sacar bien y meter muchos ‘primeros’. No vale jugar a la contra y pasar bolas como en tierra. Aunque no es fundamental subir a la red, es necesario ser agresivo y dominar el punto. Hay que atacar al segundo servicio del contrario y a la mínima jugar ‘winners’ (puntos ganadores). Si pierdes vas a la calle. Los Grand Slam duran dos semanas y hay que ganar 7 partidos. Es fácil decirlo. A partir de hoy el que quiera ganar tendrá que hacerlo.

Deja un comentario